WhatsApp pone a temblar a las otras redes sociales, luego de que la plataforma de mensajería anunciara que ya brinda sus servicios a más de 2,000 millones de usuarios en el mundo.

Lo que inició como un proyecto meramente de mensajería se ha convertido en una de las aplicaciones más usadas en todo el mundo por su facilidad y eficiencia, pero además se posiciona entre las redes sociales más usadas porque ha evolucionado para contar con características propias de una red social como compartir archivos (imágenes, videos, fotos), interactuar y comunicarse entre miembros de una comunidad.

Para la empresa lo más importante es que WhatsApp igual cumple un papel fundamental entre una familia, como en una pareja o entre una empresa y sus clientes. 

“Conversaciones privadas que antes sólo eran posibles en persona, ahora pueden realizarse sin importar grandes distancias a través de chats y videollamadas. Hay demasiados momentos especiales y significativos que ocurren en WhatsApp y nos sentimos agradecidos y honrados de poder alcanzar esta meta”, señaló la plataforma en un comunicado.

Asimismo, reconocieron que mientras más conexiones se hagan a través de su red, más protección requerirán para garantizar la privacidad de los mensajes, datos y contactos. “Es por esto que cada mensaje privado que se envía usando WhatsApp está cifrado de extremo a extremo por defecto. Esto actúa como un candado digital que no se puede romper y que protege la información que envíes por WhatsApp, ayudando a resguardarte de hackers y criminales. Los mensajes sólo se guardan en tu teléfono, y nadie puede leer tus mensajes o escuchar tus llamadas, ni siquiera nosotros. Tus conversaciones privadas se quedan entre tú y tus destinatarios”.